La legionella, un enemigo de la salud en entornos urbanos

Recientemente se podía leer en un artículo publicado en este mismo espacio cómo científicos del centro CIC biogune descubrían la manera en que la temida legionella se camufla en células humanas. Nuestra empresa de control de plagas en Galicia se especializa en la lucha contra este bacilo, una batalla para la que conviene recibir formación continuada de cara a conocer los últimos avances (sin ir más lejos, en marzo asistimos al Curso de Técnico en Instalaciones con riesgo de legionella realizado en Madrid). A continuación, te ofrecemos algunas características de este microscópico enemigo de la salud.

Un mal reciente

Pese a que esta enfermedad parece haber causado estragos desde siempre, su catalogación se produjo en el año 1976, tras un brote que se produjo en una reunión de la Convención de la Legión Americana en Philadelphia (de ahí su denominación común de “enfermedad del legionario”), pese a que ya se conocían casos anteriores. El bacilo de la legionella es tremendamente resistente y se multiplica a temperaturas comprendidas entre los 20 y los 45 grados, aunque su temperatura óptima de crecimiento se sitúa entre los 35 y los 37 grados centígrados. Si una persona contrae la enfermedad y no recibe un tratamiento específico, su tasa de mortalidad puede ser de hasta el 25%.

Hábitat

La legionella vive en entornos de agua dulce y puede llegar a colonizar sistemas de aire acondicionado, fuentes, torres de refrigeración de empresas de restauración… el método de transmisión de la enfermedad es siempre por vía respiratoria (conviene aclarar que no se puede contagiar de una persona a otra o por ingestión) o por inhalación de pequeñas gotas (aerosoles) procedentes de aguas contaminadas. Se presenta en dos formas; la más benigna, fiebre de Pontiac, caracterizada por el malestar general, fiebre y cefaleas y un proceso de incubación muy corto. La más virulenta, la enfermedad del legionario, con un periodo de incubación de hasta 20 días y cuadro neumónico.

En España, según los últimos datos disponibles, la tasa de declaración de casos es de, aproximadamente, 2,88 casos por cada 100.000 habitantes. Nuestra compañía de control de plagas en Galicia se especializa en el tratamiento de esta clase de brotes desde el año 1998. Nos encargamos de llevar a cabo un mantenimiento higiénico y sanitario (revisión, higienización y desinfección) de las instalaciones afectadas, así como de la determinación de la legionella en puntos representativos de las mismas.

Para protegerle frente a la legionella, confíe en la experiencia de verdaderos profesionales. Pídanos toda la información que necesite sin compromiso.

Si te gustó, compártelo !!!